La Administración de Alimentos y Fármacos revisará una petición aplazada pidiendo la adición voluntaria de ácido fólico a la masa de maíz para prevenir defectos del tubo neural tales como los vistos en la concentración de Washington.

Share story

Lea en inglés / Read in English ]

Ante una investigación sobre una concentración de defectos congénitos en el centro de Washington, organismos reguladores federales pronto considerarán si se debe permitir añadir ácido fólico a la masa de maíz; una medida que podría prevenir los trágicos trastornos del tubo neural observados tanto en esa zona como en todo el país.

La Administración de Alimentos y Fármacos (FDA por sus siglas en inglés) ha acordado revisar una petición aplazada hecha por  March of Dimes, la Academia Americana de Pediatría y otros grupos para permitir la fortificación voluntaria del grano básico utilizado para hacer alimentos como tortillas y frituras de maíz.

Pruebas fueron realizadas en junio para examinar la estabilidad de la vitamina B en la masa de maíz cruda y en los alimentos cocinados. Las pruebas fueron el último paso antes de que la FDA pudiera considerar la petición, presentada inicialmente a la agencia en el 2012.

Los partidarios quieren añadir ácido fólico a la masa de maíz del mismo modo que se ha requerido que se añada al trigo enriquecido y harinas blancas en los Estados Unidos desde 1996. Después de que el reglamento entró en vigor, los casos de defectos del tubo neural en los Estados Unidos, incluyendo la espina bífida y la anencefalia, disminuyeron en un 35 por ciento. La fortificación eliminó 10,000 defectos congénitos en la primera década, de acuerdo a los Centers for Disease Control and Prevention (Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades).

La masa de maíz no se incluyó en el mandato original. La población hispana ha aumentado desde entonces. Una cuarta parte de todos los bebés estadounidenses hoy en día son hijos de madres hispanas, quienes sufren un mayor riesgo que las mujeres blancas no hispanas de tener bebés con defectos del tubo neural. La fortificación de la masa de maíz podría también reducir los defectos en esa población.

Traducción al español por Patricia Carrion Moras, con la colaboración de Gabriel Campanario, Daniel Gilbert y Ángel González.

La revisión de la FDA no es garantía de aprobación. Los funcionarios de la agencia podrían pedir más tiempo para considerar la petición, o podrían rechazarla. Se espera una respuesta para mediados de enero.


Sally Garcia’s daughter Maria lived only 55 minutes due to a fatal birth defect that is occurring at a high rate in central Washington. Por substítulos en español, haga clic en el ícono “CC.” (Erika Schultz & Lauren Frohne / The Seattle Times)